Ciudad de Urban95: Bogotá

En Bogotá, el programa Urban95 se propone crear espacios públicos que fomenten una forma de vida activa y sana, así como instalar mobiliario urbano pensado para los menores de cinco años, sus progenitores, las embarazadas y las madres lactantes.

El proyecto piloto, «Crezco con mi barrio», se está organizando en una zona que abarca dos barrios de Ciudad Bolívar, un distrito de renta baja situado al sur de la ciudad que se seleccionó tras analizar distintos datos. Aquí se está construyendo un teleférico que reducirá el tiempo del desplazamiento entre la parte más alta y la más baja del distrito de una hora a 15 minutos.

El gobierno local también quiere implicar a la comunidad en la solución de problemas como la falta de zonas de recreo y lugares destinados al cuidado infantil, el escaso uso de los espacios públicos y la inseguridad peatonal. Para ello, contará con el apoyo de las Juntas de Acción Comunal, una institución que representa a los residentes y transmite sus necesidades al gobierno de la ciudad.

«Los niños juegan dentro de casa porque sus padres consideran que en la calle sería peligroso», explica Juan David Villamarín, responsable de Urban95 de la Secretaría de Integración Social.

En Bogotá, el programa Urban95 se está implantando mediante una serie de alianzas estratégicas entre el municipio, la Fundación Bernard van Leer y Bloomberg, que colaboran desde el punto de vista técnico y económico, junto con Casa de la Infancia, contraparte de la Fundación, y otras entidades que ayudan con el diseño urbano y los procesos de participación.

La Secretaría del Distrito de Integración Social (SDIS) gestiona el proyecto en estrecha colaboración con el Departamento de Defensa del Espacio Público (DADEP), el Instituto de Participación y Acción Comunitaria (IDPAC), de las secretarías de Urbanismo, Hábitat, Cultura, Ocio y Deporte, y el Departamento de Relaciones Internacionales (DDRI).